jump to navigation

Cambiando September 11, 2003

Posted by Tindriel in Yo soy yo.
trackback

12.48

Pues sí, las cosas están cambiando. Algunas poco a poco, y otras a pasos agigantados. Lo cual está bien, me imagino. Si todo cambiara muy deprisa en mi vida creo que no podría asimilarlo, me agobiaría y acabaría poniéndome muy nerviosa. Y dado que una de mis frases es Cómo no me voy a preocupar?? quizás no sería muy bueno para mi salud mental.

El primer cambio es el regreso al blog, como es evidente. Prometí a beor y a Moriarty que lo haría y cumplo mi promesa. Y no sienta del todo mal, no señor. Sobre todo cuando lo que tienes que contar es bueno.

El segundo, el cambio de casa. Decidí que estaba harta de que mi primera visión del día fuera el novio de mi compi en calzoncillos, a lo que no ayudó nada la luz del extractor. Asíe que armada de paciencia y del Segundamano me puse a la caza y captura del piso ideal. Y lo que no conseguí en mes y medio lo logró mi madre en una mañana. Bueno, en realidad consiguió más: tres pisos que me querían alquilar. Al final nos decidimos por el actual. Lo más significativo de él: es verde, con vigas vistas de madera, una buhardilla en un patio de corrala, y con la ducha a un lado y el wc en otro. Divertido, chiquitito y acogedor. Lo que necesitaba. Me encanta llegar allí por las noches y sentir que es mi casa. No dar explicaciones, no ver más hombres que los que invite yo (es decir, muy muy pocos) y poder hacer lo que me apetezca.

Y más cambios, esta vez profesionales. Ayer empecé en un nuevo trabajo. Como colaboradora también, en una agencia de comunicación. Se trata de llevar la prensa de algunas empresas y es divertido. Mi primer día: la inauguraci&oacuten de una exposición en una galería de arte. Me gustó, fue divertido. Soy la única chica de la empresa y tienen ganas de que me quede. Lo cual está muy bien. A la vez he llamado a un par de sitios para unas colaboraciones, que me han dicho que sí. Y para divertirme, contar cotilleos en la web de un amigo. No voy a cobrar por eso, pero me importa un bledo. Lo hago por diversión, y por poder contar cosas que en mis otros trabajos no quieren.

En definitiva, que estoy bien. No llegué a tocar fondo, no esta vez, pero voy saliendo poco a poco del agujero. Con ganas, con una sonrisa. Sólo me falta una cosita, pero sé que lo encontraré. O no, pero tampoco es capital. Empiezo a tener más confianza en mí misma y eso es bueno, muy bueno. Y siempre están los amigos. De los que tengo muchos y muy buenos. Que han estado a mi lado en estos días, y que me han brindado una sonrisa, una caricia y un abrazo cuando lo he necesitado.

Y para terminar con los cambios: uno de vestuario. Dado mi nuevo trabajo voy a tener que ir más arreglada de ahora en adelante, así que he quedado con mi madre para saquear tiendas en busca de ropa más de vestir. Me veré rara, pero será divertido. Seguro que sí. Me gusta tener una sonrisa al despertar y afrontar el día con ella puesta. Es un cambio. Quizás, el más importante.

Advertisements

Comments»

No comments yet — be the first.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: