jump to navigation

April 4, 2004

Posted by Tindriel in Cine.
trackback

18.45

Ayer no iba a hacer nada especial por la noche. Bueno, pensaba dormir lo que no había podido dormir el viernes. Pero, de pronto, las cosas cambiaron, y me fui a casa de Silvia y Juan dispuesta a tragarme hasta la última de las palabras que soltaran en los telediarios. Yo lo único que podía pensar era “me vuelvo a Córdoba”.

Después de varios telediarios, avances y una rueda de prensa no estábamos más calmados, pero empezaba a estar claro que no nos íbamos a enterar de mucho esa noche. Juan se fue a dormir (está con faringitis el pobre) y Silvia y yo nos quedamos hablando un rato, hasta que ella me recordó que tenía la versión pirata en DVD de “la polémica película”. Sin mucho ánimo decidimos verla. Yo había jurado que no pagaría por verla, y quedarme dormida en el sofá no me preocupaba. Además, si realmente era tan fuerte siempre podíamos dar al stop ¿no?

La película dura unas 2 horas (con títulos de crédito incluídos), de las cuales 1 hora y 45 minutos narran desde el apresamiento a la muerte de Cristo. Bueno, si no contamos los recuerdos que aparecen de vez en cuando, igual podemos dejarlo en 1 hora y 35 minutos (siendo generosos). Y qué decir de la película… Es aburrida, tremendamente aburrida (nuestras risas se debían a la original traducción del DVD pirata, que estaba en versión original con subtítulos en inglés y luego con subtítulos en castellano de manufactura casera). Pues eso, aburrida, insípida y mucho menos fuerte de lo que me habían dicho.

Sinceramente, la escena de la oreja de Reservoir Dogs me provoca más rechazo, me revuelve más el estómago que toda La Pasión. Pero, además, en cualquiera de Tarantino por lo menos hay una historia, te plantea algo. Aquí no. Es como una snuff movie, sólo que sabes que no es real.

Vale, el Oscar al guión adaptado igual sí se lo merece, porque fiel a la Biblia es, pero claro, eso tiene sus inconvenientes. Si ees creyente, no pasa nada, claro, te cuenta lo que dice el libro que pasó. Punto, ni más ni menos. Pero si no lo eres… entonces acabas pensando que el pegamento causaba estragos en aquella época, porque no te cuestiona nada, no te ofrece pruebas de nada, no te crea ninguna duda. Tengo que reconocer que me tragué las 4 horas de película de Jesús de Nazareth, y me gustó mucho más. lejos de plantear preguntas, contaba una historia. Vale, te exigía tener fe para creértela, pero como conjunto de leyendas e historias también tenía su interés. Por lo menos cntaba algo…

Bueno, lo dicho, que la última de Gibson me ha parecido infumable (un calvario), aunque comprendo que mi ateísmo no debe ayudar mucho a la hora de apreciar esta obra. Y lo del arameo y el latín no ayudó mucho a que me mantuviera atenta, por mucho que me digan los demás. Esos sí, al menos descubrí algo (no fue una completa pérdida de tiempo, por lo tano): que idiota y facineroso se dicen exactamente igual en latín que en español.

Advertisements

Comments»

No comments yet — be the first.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: